Hace un año…

Hace un año por estas fechas arrancaba una nueva aventura con el Taller de los Milagros. No tenía muy claro adonde me llevaría pero no puedo negar que mis alforjas iban cargadas de expectativas.

Hace unos días hacía balance de este año con dos talleres creados y la Escuela on-line abierta, y no tenía muy claro su futuro.

Si bien es verdad que todo el que ha hecho uno de los talleres me ha dado muy buen feed-back, también es verdad que hace unos meses que la escuela está bastante parada sin incorporaciones de nuevos alumnos.

La sensación es que va a cuenta gotas (claro que una vez más es mi interpretación).

Si pienso en mis expectativas, en mi propósito para la escuela, esta aventura no ha tenido mucho éxito. O no el que yo esperaba.  Y quizás ahí esté el problema, en lo que yo “espero” o juzgo que debería pasar.

Mientras me centro en mis expectativas, pierdo de vista los milagros que están presentes.

Estaba reflexionando sobre el propósito de haber llevado a cabo los talleres y haber dedicado tanto esfuerzo y tiempo a su diseño sin ver los frutos deseados, cuando me topé con una reflexión del libro “Un Curso de Milagros fácil” de Alan Cohen.

En ese capítulo Alan hablaba de los milagros recordando la cita de UCDM: “Un milagro nunca se pierde. Puede afectar a mucha gente que ni siquiera conoces, y producir cambios inimaginables en situaciones de las que ni siquiera eres consciente”.  Luego pasaba a relatar como uno de sus primeros libros no tuvo la acogida que habían tenido sus libros posteriores y al final había sido descatalogado. Dudaba sobre si no estaba bien escrito o si no aportaba nada de valor a los lectores. ¿Había valido la pena tanto esfuerzo y trabajo?

Entonces en un seminario que impartía se le acercó una mujer a darle las gracias por lo mucho que ese libro le había ayudado e inspirado a iniciar su proyecto de abrir un centro para enfermos terminales de sida.

Dice así: “Al oír estas palabras sentí una profunda alegría por haber escrito ese libro. No me importaba que no hubiera sido un superventas. Aunque solo hubiera servido para que esa mujer iniciara el proyecto del centro para enfermos terminales de sida, había merecido la pena escribirlo”.

Recuerdo que pocos días después de leer este capítulo me llegó un testimonio muy emotivo de una de las participantes del taller y supe que ese era mi milagro. Sentí una profunda gratitud y me acordé del capítulo que había leído hacía unos días.

En el Curso Jesús nos pide que no seamos nosotros los que juzguemos nada de lo que nos suceda. De hecho, dice que no podemos juzgar porque no conocemos todas las variables. Sólo tenemos que confiar en nuestra guía interna y seguir su consejo, y después desentenderse de a quien le va a llegar y cuando.

Desentendernos de los resultados.

Una vez más la confianza.

Cuando empezaba con el blog de “Abre Tus Alas” escribí un texto titulado “Te acompaño en el sentimiento“. Recuerdo que lo tenía escrito en la libreta pero no fue hasta semanas después que lo publiqué en el blog. Cuando lo hice una lectora me escribió para decirme que ese día, el día que lo había publicado, se cumplían 6 años de la muerte de su hijo y que el texto le había ayudado a sentirse acompañada. ¿Cómo podía saber yo eso? No podía. Había pensado en no publicarlo porque no lo veía muy bien escrito y tenía miedo de que no estuviese a la altura o alguien pudiera sentirse ofendido al leerlo.

¿Te ha pasado alguna vez que has compartido algo por ejemplo en Facebook o has llamado de repente a alguien porque lo has sentido y luego esa persona te dice que necesitaba hablar, o que lo que has compartido era justo lo que necesitaba leer ese día? Seguro que si.

Cuando nos centramos en nuestras expectativas, cuando juzgamos nosotros lo que sucede, nos perdemos el milagro que siempre está presente.

Cuando nos abrimos a confiar en esos hilos invisibles, y a veces no tan invisibles, que entretejen nuestras vidas a modo de tapiz, cuando tomamos distancia y nos permitimos ser guiados, abriéndonos a la confianza y a la magia de las sincronicidades, empezamos a vislumbrar que hay un Plan Perfecto que se despliega por debajo de los sucesos en ocasiones nimios de nuestro día a día.

El nombre de esa lectora del blog era “Angela” y, como ya sabéis los que me conocéis, tengo mucha afinidad por los ángeles así que fue una bonita señal. 🙂

Y el nombre de la persona del testimonio al que hago mención en esta entrada, M. Ángeles. (Otra vez los ángeles haciendo de las suyas)

En la lección 154 de UCDM Jesús nos recuerda: “Nuestro papel no es juzgar nuestra valía, ni tampoco podríamos saber cual es el mejor papel para nosotros o que es lo que podemos hacer dentro de un plan más amplio que no podemos captar en su totalidad”.

Y sin embargo con cuanta facilidad juzgamos nuestra valía y queremos controlar aquello que sucede basándonos en nuestros “debería” motivados en su mayor parte por el miedo y la sensación de carencia.

Y luego continúa: “El mensajero no escribe el mensaje que transmite. Tampoco cuestiona el derecho del que lo escribe, ni pregunta porque razón ha escogido aquellos que han de recibir el mensaje del que él es portador. Solo necesita aceptarlo, llevárselo a quienes va destinado y cumplir con su cometido de entregarlo. Si trata de determinar cuáles deben ser los mensajes, cuál es su propósito o adónde se deben llevar, no estará desempeñando debidamente su papel de portador de la Palabra”.

En otra entrada me gustaría hablar de los “debería” que todos atesoramos y que no son más que indicios de culpa inconsciente que salen a la luz para ser vistos y entregados a nuestro maestro interno.

De momento los talleres siguen disponibles y si te sientes llamado a llevarlos a cabo seguro que te aportarán aquello que más necesites en este instante. No todo el mundo recibe lo mismo, cada persona que lo ha llevado a cabo tiene su propia experiencia que puede que te resuene o no. Ese es el propósito de compartir los testimonios que recibo. Puede que al leerlos te sientas identificado con la experiencia de esa persona y te inspire a vencer tus miedos y lanzarte a la piscina. O puede que no te diga nada.

Aprender a prestar atención a esa guía interna y diferenciarla de la voz del miedo es parte del taller de los milagros y algo que en algún momento tendremos que afrontar.

Saber que estamos acompañados aunque no siempre seamos conscientes de esa ayuda es uno de los mayores regalos de UCDM y algo que todos los participantes de los talleres valoran.

Durante estos meses de verano se ha reactivado el tema de las sesiones que pensaba que era algo que iba a ir dejando poco a poco. He tenido regalos muy bonitos en forma de sanaciones y milagros que incluso a mi misma en ocasiones me sorprenden.

Así que ya ves que por más que creo que se lo que tengo que hacer, la vida me demuestra una y otra vez que no soy más que un aprendiz, y me invita a que entregue todo y lo ponga en las manos de Aquel que conoce el camino mejor que yo. 😉

Y para terminar el último testimonio recibido del Taller de los Milagros. Gracias Ana! ❤

Hola Iciar:

Espero poder plasmar con palabras lo que me ha ayudado a cambiar de mirada tu taller “Un Curso de Milagros”.

Lo primero que llega a mi es darte las gracias por tu bonito trabajo al trasladar las lecciones del libro “Un Curso de Milagros” con un lenguaje sencillo, claro, directo, divertido y que ha hecho muy fácil el estudio del taller.

A lo largo de los 29 de días de duración del taller, he recibido numerosos regalos y sincronías. En algunas lecciones me he sentido ligera y sentía que no oponía resistencias a lo aprendido. En otras lecciones, las resistencias han estado muy presentes.

Me ha ayudado mucho a bajar del nivel pensamiento (mente) al nivel sentir (corazón) ya que a mí me cuesta mucho porque soy muy mental e intento tener siempre todo controlado. He sentido que ido soltando control y me he permitido sentir. Con este taller me he dado cuenta de cuánto vivía en mi mente y cuán poco en mi corazón, no permitiéndome sentir ni expresar lo que sentía porque hasta yo misma lo desconocía. Me ha ayudado a conectar conmigo misma, con mi maestro interno para conocerme mejor y mirar las cosas desde otra perspectiva, desde el amor y no desde el miedo.

Ya no me “perturbo” tanto ante las cosas, sé que las cosas que pasan son neutras y depende de mí el cómo reacciono a ellas, sí desde el amor o desde el miedo. Empiezo a aprender y a entender de verdad, que el otro, mi hermano, es un espejo que refleja o proyecta lo que yo soy y esto me ha hecho aumentar mi nivel de compasión y aceptación.

Me ha ayudado a entender que hay que disolver los conflictos en la mente, pues es donde los creamos y que el perdón es la llave de la felicidad. Entendiendo el perdón como esa mirada diferente que mira con la ayuda del amor de Dios, que es nuestro maestro interno. Que en el momento que yo misma me perdone, podré perdonar a otros, dejando de ser dura conmigo misma porque si no seré dura con los demás.

Me ha ayudado a aceptarme y a quererme con mis luces y mis sombras y a comprender que todo lo que pasa está bien, porque cada situación o persona que llega a mi vida es un gran aprendizaje para saber dónde estoy exactamente.

Me ha ayudado a conectar con la gratitud, la mayor de las virtudes. He entendido que todos compartimos nuestro SER y también lo estoy sintiendo.

Me ha ayudado a vivir en el eterno presente, dándome cuenta de los pensamientos que invaden mi mente y que ya soy capaz de observar, abrazar y soltar. Ya nos los juzgo como buenos o

malos, simplemente los saludo y les doy las gracias y entonces…..se van.
Me ha ayudado a rescatar y reforzar mi inocencia para buscarla en los demás y poder ver a ese niño que todos somos.

En definitiva, me ha ayudado a entrenar una nueva mirada a través de un corazón dispuesto a dar y recibir amor, a perdonar, a ver las cosas desde otra perspectiva, a sentir que somos pura inocencia.

Gracias Iciar por este taller, ha sido un recorrido precioso y cada mañana temprano abría el correo deseando ver y trabajar la lección del día. Los audios, los textos, las meditaciones, me han encantado!! Algunas de las meditaciones han sido preciosas y me han ayudado mucho a conectar con mi corazón.

No te voy a negar que en algunas lecciones mis resistencias han estado muy presentes y ese día la lección era difícil de trabajar para mí, pero, al final del día, algo había pasado, un mensaje, un regalo, una sincronía y hacía que la lección se transformará en algo ligero y bonito de hacer.

He llorado, he reído, he tenido una montaña rusa de emociones como nunca pero me he dado cuenta de que estoy viva, que sé expresar lo que siento, que soy amor y que tan sólo tengo que conectar con mi interior porque ahí se encuentra todo lo que soy. Tan sólo tengo que recordar que todo está ahí para ser la mejor versión de mí misma, sin miedo, sólo con un corazón rebosante de amor.

Gracias, gracias, gracias!!

No se lo que este nuevo curso escolar me deparará. ¿Una nueva aventura? ¡Quien sabe!

Un abrazo enorme,

firma3

PRÓXIMAS FECHAS TALLERES ON-LINE (A DISTANCIA):

love-heart-hand-romantic

TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS. UNA TRAVESÍA DEL MIEDO AL AMOR. (YA DISPONIBLE EN LA ESCUELA)

(haz click en la imagen para ir a la información)

pexels-photo1TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS EN LAS RELACIONES. APRENDER A AMAR Y SER AMADO. (YA DISPONIBLE EN LA ESCUELA)

(haz click en la imagen para ir a la información)

love-heart-hand-romantic

TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS EN LA VERDADERA ABUNDANCIA. DE LA MENTE MILLONARIA A LA MENTE MILAGROSA. (PROXIMAMENTE)

(haz click en la imagen para ir a la información)

image-3

YA TENEMOS NUESTRA COMUNIDAD DE LOS MILAGROS! Si quieres formar parte de esta comunidad centrada en le bienestar, la paz y los milagros, sólo tienes que ir a la página de la comunidad (aquí) y rellenar el formulario que allí aparece. Serás el primero en conocer nuestras novedades y próximos proyectos, y tendrás algún regalo o descuento de bienvenida.🙂❤

comunidad8

¿Te animas?

Y ya sabes, si te gusta esta entrada, ¡COMPARTE!

(Gracias por adelantado por ayudar a extender este mensaje):)

firma3

laurels+flowers_0008_Vector Smart Object

***Recordaros que hacemos sesiones de liberación emocional, de liberación del cuerpo-dolor. Puedes ver las diferentes modalidades en el apartado de “SESIONES” de esta página. También podrás beneficiarte de las “Promociones” que están ahora mismo disponibles tanto para adultos como para niños y adolescentes.

***Recordaros que en el apartado “AMOR” de esta página compartimos diferentes herramientas (libros, enfoques, prácticas, meditaciones, vídeos,…) para ayudarnos a recordar el sistema de pensamiento del amor.

***Recordaros que hemos creado un canal Ivoox con meditaciones.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s