El poder sanador de la Bondad

Siempre que reconocemos la bondad, el corazón se nos abre de bondad amorosa. Tara Branch

Estos días he estado imprimiendo las lecciones del Taller de las Relaciones para empezarlo mañana jueves. Cuando lo lancé en febrero me costó llevarlo al día y tenía ganas de volver a hacerlo con calma, sin prisa y en profundidad.

Las relaciones son uno de nuestros mayores retos, y la visión que el curso (Un Curso de Milagros) ofrece de las mismas dista bastante de lo que estamos acostumbrados a creer.

Llevar a cabo este taller, parirlo por así decirlo, no me resultó fácil. Hubo momentos en los que estuve a punto de dejarlo, y quizás lo habría abandonado si no fuera por la sencilla razón de que había gente apuntada. Tuve día malos, resistencias que salían a la luz, dudas e inseguridades que hacían que no todo fluyese con facilidad.

Fue un gran aprendizaje para mí. 🙂

Así que tenía ganas de hacerlo desde el principio como un alumno más.

Al repasar estos días las lecciones me maravilló la forma tan perfecta en la que todo iba encajando, como cada lección llevaba a la siguiente, como cada duda se resolvía a posteriori. Al ir leyendo alguna de las lecciones me encontraba emocionándome por el amor que transmitían.

No te voy a engañar, la visión del curso es retadora y en muchos momentos te encontrarás peleando con él o dejándolo a un lado. Estamos tan acostumbrados a nuestra forma de pensar, tan atados a nuestras creencias, que atrevernos a cuestionarlas, asumir que podamos estar equivocados acerca de TODO parece requerir mucho trabajo y esfuerzo.

Este curso ha afirmado explícitamente que su objetivo es tu felicidad y tu paz. A pesar de ello, le tienes miedo. Se te ha dicho una y otra vez que te liberará, no obstante, reaccionas en muchas ocasiones como si estuviese tratando de aprisionarte. A menudo lo descartas con mayor diligencia de la que empleas para descartar los postulados del ego (¡toma zasca!). En cierta medida, pues, debes creer que si no aprendes el curso te estás protegiendo a ti mismo. Y no te das cuenta de que lo único que puede protegerte es tu inocencia. (T-13.II.7)

No podríamos llevar a cabo este trabajo si no fuese por la ayuda amorosa y solícita de nuestro maestro interno. Si no fuese por su visión libre de juicio que nos incita a no tomarnos tan en serio lo que sucede. A no olvidarnos de reír. No con una sonrisa fingida y cínica sino con una tierna y cálida caricia que nos recuerda que estamos a salvo, que siempre lo hemos estado, y que siempre lo estaremos pues el amor no ha olvidado a nadie (¡como nos recuerda el libro de Gary Renard! 😉 )

Si ya has hecho este taller, el texto que quiero compartir hoy te sonará porque corresponde al audio de la lección del día 17: El Ser Bondadoso.

Si has llevado a cabo el taller de los milagros y quieres seguir profundizando y sanando a través de las relaciones te invito a que te unas a mí en este taller de las relaciones. Y si no lo has hecho (suelo recomendar hacer primero el taller de los milagros antes de afrontar el de las relaciones porque se trabajan conceptos como la confianza y la escucha a tu maestro interno que me parece que ayudan en la comprensión de conceptos un poco más complicados que afrontamos en el taller de las relaciones) pero te sientes llamado a empezar por las relaciones, puedes hacerlo sin problema.

Tienes toda la información sobre ambos talleres en la siguiente página: MILAGROS

Dice así:

La lección del día de hoy es “El poder sanador de la Bondad”.

Todos somos bondadosos, aunque no siempre permitimos que esa bondad asome la cara.

En los momentos en que no somos capaces de encontrar bondad dentro de nosotros siempre podemos recurrir a la bondad de Jesús o de aquel símbolo que prefieras utilizar.

Cuentan que cuando Ram Dass, maestro espiritual, tuvo un derrame cerebral se encontró a pesar de sus más de cuatro décadas de trabajo espiritual en la camilla totalmente abatido y sintiéndose profundamente solo. En ese momento dijo que había tenido la sensación de: “haber suspendido el examen”.

¿Has tenido alguna vez la sensación de “haber suspendido el examen”?

En los momentos de crisis, en aquellas situaciones en las que el miedo es tan grande que nada parece poder aplacarlo, o cuando el dolor emocional es profundo y no parece tener fin, en esos momentos nada de lo que hemos aprendido parece funcionar.

Al igual que Ram Dass en su cama de hospital ninguna de las herramientas espirituales que hemos almacenado surten efecto y nos sentimos que hemos fracasado, que “hemos suspendido el examen”.

En esos momentos lo único que puede ayudarnos es la Bondad.

En el caso de Ramm Dass esa Bondad tomaba la imagen de su gurú Maharajji que había muerto veinticuatro años atrás. Cuenta que entre sus padecimientos, su dolor y su desesperación empezó a rezar a su maestro que siempre había representado para él el Amor y la Bondad. Y al traer ese recuerdo a su mente, dice que sintió que volvía a Casa y que esa presencia amorosa le rodeaba y pudo estar en paz con la intensidad del desafío que estaba afrontando en ese instante.

Traer a la mente el recuerdo de la Bondad que representaba su maestro le devolvió a la conciencia de Su propio Ser Bondadoso y pacífico.

Recuerdo que cuando era pequeña y por la noche tenía miedo empezaba a rezar como una loca. Y cuando digo como una loca no estoy exagerando. Y en unos instantes el miedo desaparecía.

Cuando mi hermano pequeño que tenía terrores nocturnos se despertaba por la noche con pesadillas lo único que podía calmarle era que mi madre simplemente le abrazase.

En momentos de tensión, de crisis, lo que más puede ayudarnos es la Bondad.

Que alguien nos coja de la mano, que alguien simplemente se siente con nosotros aunque no diga nada y nos acompañe, que nos acojan con bondad amorosa.

No siempre somos capaces de hacer eso con nosotros mismos, y no siempre tenemos a alguien que nos acompañe en ese proceso ofreciéndonos el consuelo que necesitamos.

Pero siempre podemos recurrir a Jesús.

Siempre podemos volvernos hacia esa luz, ese faro en busca de consuelo.

Y siempre lo recibiremos.

Cuando tu “yo pequeño”, el ego, “suspende el examen”, lo único que pude devolverte a la conciencia del amor, a la paz es recordar esa Presencia Amorosa y Bondadosa que va contigo.

Y pedir ayuda.

Reconocer que no sabes qué es lo mejor para ti y que desde donde te encuentras en este momento no puedes ver una salida.

Pedir ayuda es ser bondadosos con nosotros mismos.

Abrirnos a la Bondad de nuestra maestro interno es recordar la Bondad que habita en nosotros.

Y cuanto más bondadosos aprendemos a ser con nosotros mismos, más lo seremos con los demás.

Todos aquí estamos librando nuestra propia batalla. Todos aquí estamos buscando la felicidad. Todos estamos anhelando nuestro Hogar. Todos estamos ávidos de una palabra de consuelo, de una sonrisa, de un gesto de cariño, de una muestra de respeto.

Empecemos por ser bondadosos con nosotros mismos.

Dejemos que Jesús no muestre que la Bondad nos creó Bondadosos.

Hoy comparto un video de esos que me emocionan y me recuerdan que en el fondo todos estamos unidos en un mismo sentir.

Que aunque las apariencias muestran diferencias, cuando somos capaces de mirarnos a los ojos e ir más allá de nacionalidades, religiones y creencias, la bondad se abre paso en nuestros corazones derribando las defensas que le habíamos puesto al amor.

La Bondad te creó bondadoso.

Recuerda esto cuando vayas a blandir la espada del juicio contra ti mismo.

La Bondad te creó bondadoso.

Recuérdalo cuando estés con la piedra en la mano para arrojársela a otro.

Nadie podría ser despiadado o negar amor y atacar salvo que se encuentre atormentado por el miedo y la culpa.

Cuando no te sientes bondadoso es porque tienes miedo. Así que reconoce el miedo, reconoce lo que estás sintiendo en este instante y no lo juzgues.

Cuando alguien no actúa desde la bondad es porque tiene miedo y el miedo es una petición de amor. Lo que está pidiendo es bondad, es atención.

La pequeña disposición que Jesús nos pide en el Curso se puede entender como la voluntad de ser bondadoso. Y para eso tenemos que permitir que se nos enseñe a serlo.

Ser bondadoso es no hacer daño a nadie.

Dice el Curso: “El daño es el resultado de juzgar. Todo maestro de Dios (y todos lo somos) tiene que aprender, y bastante pronto en su proceso de formación, que hacer daño le confundirá, le hará abrigar sospechas y sentir ira y temor. Hará que le resulte imposible aprender las lecciones del Espíritu Santo. Tampoco se podrá oír al maestro de Dios, Quien sólo puede ser oído por aquellos que se dan cuenta de que hacer daño, de hecho, no puede lograr nada…

Hoy no hagas daño a nadie. Hoy no te hagas daño a ti mismo.

Y si te encuentras en medio de una situación donde no sabes que hacer, pide ayuda a tu maestro interno.

Sólo su bondadosa ayuda puede calmarte y devolverte la paz.

Se hoy un maestro de la bondad. La bondad solo puede llegar al mundo a través de ti.

Que la quietud del Cielo envuelva hoy tu corazón.

Un abrazo enorme,

firma3

Como parte de la práctica de ese día te invito a ver un vídeo de esos que me emocionan hasta las lágrimas. En este caso se trata de un experimento en el que sentaron a un europeo con un refugiado frente a frente mirándose a los ojos durante cuatro minutos.

Se trataba de poner en práctica la cita del psicólogo Arthur Aron que dice: “Cuatro minutos de contacto visual acercan a la gente más que cualquier otra cosa”.

Deja que la Bondad abra tu corazón hoy al observarla en los ojos de aquellos que comparten contigo tú mismo Ser Bondadoso.

Que ellos te guíen hacia el encuentro de tu propia Bondad.

Puedes verlo en este enlace (activa los subtítulos en español si los necesitas aunque no se precisan palabras):

PRÓXIMAS FECHAS TALLERES ON-LINE (A DISTANCIA):

love-heart-hand-romantic

TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS. UNA TRAVESÍA DEL MIEDO AL AMOR. (YA DISPONIBLE EN LA ESCUELA)

(haz click en la imagen para ir a la información)

pexels-photo1TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS EN LAS RELACIONES. APRENDER A AMAR Y SER AMADO. (YA DISPONIBLE EN LA ESCUELA)

(haz click en la imagen para ir a la información)

love-heart-hand-romantic

TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS EN LA VERDADERA ABUNDANCIA. DE LA MENTE MILLONARIA A LA MENTE MILAGROSA. (PROXIMAMENTE)

(haz click en la imagen para ir a la información)

image-3

YA TENEMOS NUESTRA COMUNIDAD DE LOS MILAGROS! Si quieres formar parte de esta comunidad centrada en le bienestar, la paz y los milagros, sólo tienes que ir a la página de la comunidad (aquí) y rellenar el formulario que allí aparece. Serás el primero en conocer nuestras novedades y próximos proyectos, y tendrás algún regalo o descuento de bienvenida.🙂❤

comunidad8

¿Te animas?

Y ya sabes, si te gusta esta entrada, ¡COMPARTE!

(Gracias por adelantado por ayudar a extender este mensaje):)

firma3

laurels+flowers_0008_Vector Smart Object

***Recordaros que hacemos sesiones de liberación emocional, de liberación del cuerpo-dolor. Puedes ver las diferentes modalidades en el apartado de “SESIONES” de esta página. También podrás beneficiarte de las “Promociones” que están ahora mismo disponibles tanto para adultos como para niños y adolescentes.

***Recordaros que en el apartado “AMOR” de esta página compartimos diferentes herramientas (libros, enfoques, prácticas, meditaciones, vídeos,…) para ayudarnos a recordar el sistema de pensamiento del amor.

***Recordaros que hemos creado un canal Ivoox con meditaciones.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s