Sé impecable con las palabras

El Primer Acuerdo (de los cuatro Acuerdos) consiste en ser impecable con tus palabras. Parece muy simple, pero es sumamente poderoso.

Independientemente de la lengua que hables, tu intención se pone de manifiesto a través de tus palabras. No son solo sonidos o símbolos escritos. Son una fuerza; constituyen el poder que tienes para expresar y comunicar, para pensar y, en consecuencia, para crear los acontecimientos de tu vida. Las palabras pueden crear el sueño más bello o destruir todo lo que te rodea. Uno de los filos es el uso erróneo de las palabras, que crea un infierno en vida. El otro es la impecabilidad de las palabras, que sólo engendrará belleza, amor y el cielo en la tierra. Según como las utilices, las palabras te liberarán o te esclavizaran aún más de lo que imaginas.

La mente humana es como un campo fértil en el que continuamente se están plantando semillas. Las semillas son opiniones, ideas y conceptos. Tú plantas una semilla, un pensamiento, y éste crece. El único problema es que con demasiada frecuencia es fértil para las semillas del miedo. Las mentes humanas son fértiles, pero sólo para la clase de semillas para las que están preparadas. Lo importante es descubrir para qué clase de semillas es fértil nuestra mente, y prepararla para recibir las semillas del amor.

Veamos ahora lo que significa la palabra “impecabilidad“. Significa “sin pecado“. “Impecable” proviene del latín pecatus, que quiere decir pecado. El im significa “sin”, de modo que “impecable” quiere decir “sin pecado”. Las religiones hablan del pecado y de los pecadores, pero entendamos qué significa realmente pecar. Un pecado es cualquier cosa que haces y que va contra ti. Todo lo que sientas, creas o digas que vaya contra ti es un pecado. Vas contra ti cuando te juzgas y culpas por cualquier cosa. No pecar es exactamente lo contrario. Ser impecable es no ir contra ti mismo. Cuando eres impecable, asumes la responsabilidad de tus actos, pero sin juzgarte ni culparte. El pecado es un error que empieza con el rechazo de uno mismo. El mayor pecado que cometes es rechazate a ti mismo.

Ser impecable con tus palabras es no utilizarlas contra ti mismo. Ser impecable con tus palabras significa utilizar tu energía correctamente, en la dirección de la verdad y del amor por ti mismo. Si llegas a un acuerdo contigo para ser impecable con tus palabras, eso bastará para que la verdad se manifieste a través de ti y limpie todo el veneno emocional que hay en tu interior. Pero llegar a ese acuerdo es difícil, porque hemos aprendido a hacer de la mentira un hábito al comunicarnos con los demás, y aún más importante, al hablar con nosotros mismos. No somos impecables con nuestras palabras.

Por lo general, empleamos las palabras para propagar nuestro veneno personal: para expresar rabia, celos, envidia y odio. Hacemos un mal uso de las palabras con gran frecuencia, y así es como creamos y perpetuamos el sueño del infierno.  Con el uso erróneo de las palabras, nos perjudicamos los unos a los otros y nos mantenemos mutuamente en un estado de miedo y duda.

Durante años, las palabras de los demás nos han transmitido chismes y nos han lanzado hechizos, pero lo mismo ha hecho la manera en que utilizamos las palabras con nosotros mismos. Nos hablamos constantemente, y la mayor parte del tiempo decimos cosas como: “Estoy gordo. Soy feo. Me hago viejo. Me estoy quedando calvo. Soy estúpido, nunca entiendo nada. Nunca seré lo suficientemente bueno. Nunca seré perfecto.” ¿Ves de que modo utilizamos las palabras contra nosotros mismos? Es necesario que empecemos a comprender lo que son las palabras y lo que hacen. Si entiendes el Primer Acuerdo (Se impecable con tus palabras), verás cuántos cambios ocurren en tu vida. En primer lugar, cambios en tu manera de tratarte y en tu forma de tratar a otras personas, especialmente aquellas a las que más quieres.

Si adoptamos el Primer Acuerdo y somos impecables con nuestras palabras, cualquier veneno emocional acabará por desaparecer de nuestra mente y dejaremos de transmitirlo en nuestras relaciones personales. La impecabilidad de tus palabras también te proporcionará inmunidad frente a cualquier persona que te lance un hechizo (una opinión, una creencia, un juicio). Solamente recibirás una idea negativa si tu mente es un campo para ella.

Cuando eres impecable con tus palabras, tu mente deja de ser un campo fértil para las palabras que surgen del miedo, pero sí lo es para las que surgen del amor. Puedes medir  la impecabilidad de tus palabras a partir de tu nivel de autoestima. La cantidad de amor que sientes por ti es directamente proporcional a la calidad e integridad de tus palabras. Cuando eres impecable con tus palabras, te sientes bien, eres feliz y estás en paz.

Puedes trascender el sueño del infierno sólo con llegar al acuerdo de ser impecable con tus palabras (pensamientos). Ahora mismo estoy plantando una semilla en tu mente. Que crezca o no, depende de lo fértil que sea tu mente para recibir las semillas del amor. Tú decides si llegas o no a establecer este acuerdo contigo mismo: Soy impecable con mis palabras. Nutre esta semilla, y a medida que crezca en tu mente, generará más semillas de amor que reemplazarán a las del miedo.

Se impecable con tus palabras. Este es el primer acuerdo al que debes llegar si quieres ser libre, ser feliz y trascender el nivel de existencia del infierno. Es muy poderoso. Utiliza las palabras apropiadamente. Empléalas para compartir tu amor. Dite a ti mismo que eres alguien digno de amor. Dite cuanto te amas. Utiliza las palabras para romper todos esos pequeños acuerdos (creencias) que te hacen sufrir. Este acuerdo por si solo es capaz de cambiar tu vida. La impecabilidad de tus palabras te llevará a la libertad personal, al éxito y a la abundancia; hará que el miedo desaparezca y lo transformará en amor y alegría. Trascenderás el sueño del miedo y llevarás una vida diferente. Podrás vivir en el cielo en medio de miles de personas que viven en el infierno porque serás inmune a él. Alcanzarás el reino de los cielos con este acuerdo: Se impecable con tus palabras.

IDEA PRÁCTICA PARA LA MAESTRIA DE LA CONCIENCIA: EL PODER DE LAS PALABRAS

Los seres humanos somos unos poderosos creadores. Imagínate que cada acuerdo (creencia) es como un ladrillo. Con ellos los seres humanos creamos una estructura completa, y con nuestra fe los fijamos unos a otros. Creemos sin ninguna duda en todo el conocimiento que contiene esa estructura, en cuyo interior nuestra fe queda atrapada, porque la hemos depositado en cada acuerdo. No importa si es verdad o no; lo creemos, y para nosotros es verdad. Tu fe es tan fuerte que cuando crees: “Nunca voy a ser esto”, se hará tu voluntad, y nunca llegarás a serlo. Si crees: “No soy capaz de hacerlo”, se hará tu voluntad, y no podrás hacerlo. Independientemente de lo que creas, al depositar tu fe en esa creencia, harás que se convierta en realidad. Cada vez que rompes un acuerdo recuperas el poder de la fe que depositaste en él. Ya no necesitas gastar tu poder en mantenerlo vivo. Recobras tu poder personal, tu voluntad se hace más fuerte y esto te brinda el poder necesario para cambiar otro acuerdo, y otro, y otro.

Durante los próximos días voy a pedirte que estés atento a tus pensamientos, tus emociones, aquellas historias que te cuentas a ti mismo una y otra vez y que cuentas a los demás. Observa tu mente como si fueses un halcón que surca ese campo fértil y observa cuales son las semillas que habitualmente siembras en tu mente. Observa esos pensamientos y si puedes lleva un diario donde los pongas por escrito. ¿Cuales son las creencias que mantengo en mi mente? ¿Cuales son los pensamientos más recurrentes? ¿Qué historias son a las que presto más atención a lo largo del día? ¿Qué opiniones mantengo sobre los demás, sobre las personas más cercanas a mí, especialmente con aquellas personas con las que mantengo algún conflicto?

Date cuenta de que mantener esas creencias y esos pensamientos requiere de tu fe, de tu decisión de regarlas y alimentarlas todos los días. El poder de tu fe es el que las mantiene fuertes y enraizadas en tu mente. ¡Date cuenta de lo poderoso que eres! En ocasiones pensamos que no tenemos fe, que somos débiles, impotentes, sin embargo si que tenemos fe, ¡somos poderosos!, pero nuestra fe en la mayoría de los casos está alimentando nuestros miedos y mayores pesadillas, en lugar de estar enfocado en el amor que somos.

Te propongo varios ejercicios que te ayuadarán a sacar a la luz todos esos acuerdos, esos pensamientos y creencias que te restan valor y a dejar de darles fuerza a través de la fe de tu creencia.

  1. Imagínate como le hablarías a alguien a quien amas y respetas profundamente. Luego considera como te hablas a ti mismo. ¿Qué te dices cada día cuando te levantas, cuando te miras al espejo, cuando avanza el día? Observa que es lo que piensas sobre ti mismo, cuales son las ideas que mantienes en tu mente y consideras verdaderas. Ahora que eres consciente de este Acuerdo puedes escoger romperlo diciéndote: “Ya no estoy de acuerdo con tratarme con esta falta de respeto. Cada vez que un pensamiento crítico aparezca en mi mente, perdonaré al Juez (subpersonalidad dentro de la mente que juzga, critica, cree en el conflicto, la culpa y el miedo) y me diré palabras de elogio, aceptación y amor.” Haz una lista que contenga un mínimo de cuatro cosas que te dices sobre ti cada día. Después revísalas y decide si son cariñosas y amables y si quieres seguir albergándolas en tu mente. Elige ser impecable con tus palabras.
  2. Nuestra vida es un perfecto tapiz que manifiesta nuestras creencias subconscientes, aquellos acuerdos que hemos adoptado y que nunca nos hemos atrevido a cuestionar ni mirar. Nuestra vida refleja de una forma perfecta aquello que son nuestros deseos subconscientes, a lo que hemos decidido prestar nuestra atención y alimentar con nuestra fe. Así que una forma de sacar a la luz esos acuerdos o creencias es hacer un repaso por las diferentes áreas de mi vida, especialmente por aquellas donde existe conflicto y preguntarte: “¿Qué es lo que debería creer internamente para manifestar esta situación en mi vida?” Por ejemplo puede que en mi vida esté presente la carencia pero no me de cuenta de la cantidad de veces que apoyo esa carencia a través de mis pensamientos, de como por ejemplo utilizo el dinero, o la falta de él como una excusa para no hacer aquello que no quiero hacer o que me da miedo hacer. ¿De que formas utilizo el dinero, o la falta de él para atacarme a mi misma? Haz un repaso de las diferentes áreas de conflicto en tu vida y presta atención a las creencias que están por debajo sustentando esa situación.
  3. Completa las siguientes frases:
    1. No soy impecable con mis palabras cuando….
    2. Podría ser impecable si…
    3. Puedo utilizar el poder de mis palabras en la dirección de la verdad si…
    4. Puedo utilizar las palabras para compartir mi amor siempre que…
  4. Selecciona un objeto que te sirva para simbollizar el poder de tus palabras y para recordarte que seas impecable con ellas. Asegúrate de colocar el objeto en un lugar donde puedas verlo cada día. Es importante que el símbolo resulte significativo para ti.

Haz una lista de cuatro ocasiones en las que el mal uso de tus palabras te causase un sufrimiento innecesario a ti mismo o se lo causase a otra persona.

Haz una lista de cuatro razones apremiantes para ser impecable con tus palabras.

Establece un nuevo acuerdo contigo mismo a fin de ser impecable con tus palabras y escríbelo en un papel. Nutre tus semillas de amor leyendo a diario el acuerdo que has escrito durante un mínimo de cuatro semanas o hasta que hayas establecido firmemente el hábito de ser impecable con tus palabras.

Utiliza las palabras para compartir tu amor. Cuando eres impecable con tus palabras te sientes bien, eres feliz y estás en paz.

Fuente: Los Cuatro Acuerdos, Dr. Miguel Ruiz ❤

Para terminar dos vídeos, el primero probablemente lo hayas visto ya. ¿te imaginas como sería empezar el día dando gracias y utilizando palabras amables hacia ti mismo y lo que te rodea? Esta niña lo tiene claro. 🙂

El segundo vídeo es una actuación callejera que a mi particularmente me ha emocionado mucho al escucharla. Espero que os guste. 🙂

Hoy he visto en facebook este vídeo de la serie My mad fat diary que me ha parecido perfecta para ilustrar como aceptamos determinados acuerdos y hechizos cuando somos pequeños y como seguimos nosotros mismos tiempo después atacándonos a nosotros, infrigiéndonos dolor al dar por hecho que aquello que aceptamos en su momento es una realidad. Me encanta el ejercicio de pensar en esa niña que se creyó toda esa basura y en darte permiso para pensar si le dirías todas esas cosas que te dices a ti mismo cada día.

Un abrazo enorme,

firma3

PRÓXIMAS FECHAS TALLERES ON-LINE (A DISTANCIA):

love-heart-hand-romantic

TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS. UNA TRAVESÍA DEL MIEDO AL AMOR. (YA DISPONIBLE EN LA ESCUELA)

(haz click en la imagen para ir a la información)

pexels-photo1TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS EN LAS RELACIONES. APRENDER A AMAR Y SER AMADO. (YA DISPONIBLE EN LA ESCUELA)

(haz click en la imagen para ir a la información)

love-heart-hand-romantic

TALLER: 25 DÍAS PARA LOS MILAGROS EN LA VERDADERA ABUNDANCIA. DE LA MENTE MILLONARIA A LA MENTE MILAGROSA. (PROXIMAMENTE)

(haz click en la imagen para ir a la información)

image-3

YA TENEMOS NUESTRA COMUNIDAD DE LOS MILAGROS! Si quieres formar parte de esta comunidad centrada en le bienestar, la paz y los milagros, sólo tienes que ir a la página de la comunidad (aquí) y rellenar el formulario que allí aparece. Serás el primero en conocer nuestras novedades y próximos proyectos, y tendrás algún regalo o descuento de bienvenida.🙂❤

comunidad8

¿Te animas?

Y ya sabes, si te gusta esta entrada, ¡COMPARTE!

(Gracias por adelantado por ayudar a extender este mensaje):)

firma3

laurels+flowers_0008_Vector Smart Object

***Recordaros que hacemos sesiones de liberación emocional, de liberación del cuerpo-dolor. Puedes ver las diferentes modalidades en el apartado de “SESIONES” de esta página. También podrás beneficiarte de las “Promociones” que están ahora mismo disponibles tanto para adultos como para niños y adolescentes.

***Recordaros que en el apartado “AMOR” de esta página compartimos diferentes herramientas (libros, enfoques, prácticas, meditaciones, vídeos,…) para ayudarnos a recordar el sistema de pensamiento del amor.

***Recordaros que hemos creado un canal Ivoox con meditaciones.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s