El helecho y el bambú

bosque_bambu

Hacía tiempo que quería compartir con vosotros este cuento que es uno de mis favoritos. Espero que os guste. 🙂

Os recuerdo que sigue disponible la “Promoción de Bienestar Emocional” y la “Promoción de liberación de El Muro del Corazón“.

Durante estas última semanas he tenido la oportunidad de trabajar la liberación de El Muro del Corazón en dos niños pequeños (5 y 2 años). Los niños suelen ser bastante sensibles a este tipo de trabajo y en especial me ha emocionado el comentario de la madre de una de mis pequeñas clientas, de 2 años de edad: “También quería comentarte que Marina lleva más de una semana acercándose a mí y diciendo: “mamá, escucha mi corazón, yo lo estoy escuchando”, y se pone la manita en el corazón. Y a continuación me coge mi mano para que yo también la ponga en su corazón. No me habría llamado la atención de no ser que lo ha hecho bastantes veces diferentes días.”

Si tenéis niños y estáis interesados en saber si tienen un Muro del Corazón, enviarme un correo con sus datos: nombre, apellidos y edad y lo testaré. ❤

Un día decidí darme por vencido…renuncié a mi trabajo, a mi relación, a mi vida. Fui al bosque para tener una última charla con Dios. ‘Dios’, le dije. ‘¿Podrías darme una buena razón para no darme por vencido?’

Su respuesta me sorprendió…’-Mira a tu alrededor’, Él dijo.

‘Ves el helecho y el bambú?’ – ‘Sí’, respondí. ‘Cuando sembré las semillas del helecho y el bambú, las cuidé muy bien. Les di luz. Les di agua.

El helecho rápidamente creció. Su verde brillante cubría el suelo. Pero nada salió de la semilla de bambú.

Sin embargo no renuncié al bambú. En el segundo año el helecho creció más brillante y abundante y nuevamente, nada creció de la semilla de bambú.

-Pero no renuncié al bambú.’ Dijo Él.’En el tercer año, aun nada brotó de la semilla de bambú. Pero no renuncié’ me dijo.

‘En el cuarto año, nuevamente, nada salió de la semilla de bambú.’No renuncié’ dijo.

‘Luego en el quinto año un pequeño brote salió de la tierra. En comparación con el helecho era aparentemente muy pequeño e insignificante.

Pero sólo 6 meses después el bambú creció a más de 100 pies de altura (20mts). Se había pasado cinco años echando raíces. Aquellas raíces lo hicieron fuerte y le dieron lo que necesitaba para sobrevivir.

‘No le daría a ninguna de mis creaciones un reto que no pudiera sobrellevar’. Él me dijo.

‘¿Sabías que todo este tiempo que has estado luchando, realmente has estado echando raíces?’. ‘No renunciaría al bambú. Nunca renunciaría a ti. ‘No te compares con otros’ me dijo.

‘El bambú tenía un propósito diferente al del helecho, sin embargo, ambos eran necesarios y hacían del bosque un lugar hermoso’.

‘Tu tiempo vendrá’ Dios me dijo. ‘¡Crecerás muy alto!’

‘¿Qué tan alto debo crecer?’ pregunté. ‘¿Qué tan alto crecerá el bambú?’ me preguntó en respuesta . ‘¿Tan alto como pueda?’ Indagué.

Nunca te arrepientas de un día en tu vida. Los buenos días te dan felicidad. Los malos días te dan experiencia. Ambos son esenciales para la vida. Continúa…

La felicidad te mantiene Dulce. Los intentos te mantienen Fuerte. Las penas te mantienen Humano. Las caídas te mantienen Humilde. El éxito te mantiene Brillante. Pero sólo Dios te mantiene Caminando…

Si no consigues lo que anhelas, no desesperes… quizá sólo estés echando raíces… ❤

Y para terminar este artículo y empezar la semana con ritmo una canción de Beyoncé que siempre me pone de buen humor. ¡Soy incapaz de escucharla sin levantarme y bailar! 😉

He creado un canal de Youtube con las canciones y vídeos que he ido compartiendo en este blog. Puedes verlo aquí.

¡Feliz semana! 🙂 ❤

Anuncios

Un comentario en “El helecho y el bambú

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s